Santiago, | Hora Local:
CABALLO Y RODEO - Portal Oficial Federaciones del Rodeo y de Criadores de Caballos Chilenos Federación de Criadores  de Caballos Chilenos Fedetración del Rodeo Chileno

El día que la historia del rodeo chileno cambió

Juan Carlos Loaiza se convirtió en el jinete con más títulos al sumar su octava corona junto a Eduardo Tamayo, quien ganó su sexto Campeonato Nacional.

Comparte este contenido:
Imprimir Guardar PDF Enviar Autor: Héctor Parraguirre Jara fecha: Lunes 2 de abril de 2012

Era el tema casi obligado en Rancagua después que Santa Isabel premió en la Serie Yeguas del 64° Campeonato Nacional. ¿Podrá Juan Carlos Loaiza conquistar su octavo título? Muchos apostaron por eso incluso antes de clasificar a la Final, mientras otros eran más escépticos.

Lo cierto es que a partir de las 18:48 horas del domingo 1 de abril de 2012, la historia del rodeo chileno se comenzó a contar de forma diferente, con el detalle de que un jinete se convirtió en el máximo coleccionista de coronas, en el más ganador de todos los tiempos, superando a otro legendario, Ramón Cardemil, quien obtuvo siete tìtulos.

Y ese es Juan Carlos Loaiza. El gran Juan Carlos, para qué ahorrarse elogios, con semejante hito queda muy poco por discutir. Claro que para un logro así se necesita un compañero que esté a la altura y ese es el extraordinario Eduardo Tamayo.

Es que los corredores del Santa Isabel (Asociación Valdivia) demostraron toda su categoría en las criollas Alabanza y Cantora desde el primer toro, disputando siempre la punta de una Serie de Campeones que como no ocurría desde hace un par de años respondió a la lógica y puso en la pelea a los favoritos.

Porque quedaron segundos Diego Pacheco y Emiliano Ruiz (Colchagua-Santiago Oriente) en los criados del Taitao II Marito y Buen Amigo, con 33 puntos, a cuatro de los vencedores; y terceros fueron Gustavo Valdebenito y Luis Fernando Corvalán (Malleco) en Quillaycillo Rosquera y Peleco Ronaldo con 29.

Estas tres colleras habían sido bastante mencionadas como candidatas al título en los sondeos previos y fueron finalmente las que bailaron cueca ante la atenta mirada de una repleta Medialuna Monumental.

Paso a paso

A las 15:14 comenzó la Final. Antes, el presidente de la Federación del Rodeo Chileno, Oscar Lería Chateau, habló a los presentes en su último Campeonato Nacional como timonel del organismo; se compartió con pacientes de la Hipoterapia que ha impulsado la entidad junto a la Municipalidad de Rancagua y CRIN; y se corrió el Novillo del Silencio, a cargo de los capataces Guillermo Barra, Oscar Bustamante y José Manuel Pérez, junto a Leonardo García Echavarri.

En cuanto al Sello de Raza, El Ideal Changa, montada por Juan Alberto Delgado, se llevó los honores, con medidas de 1,36 metro de Alzada; 1,70 metro de Cincha; y 18 centímetros de Caña; según la elección de los jurados Manuel Bunster y Ernesto Forster.

Los primeros en sacar aplausos en Rancagua fueron Juan Alberto Mundaca y Alfonso Navarro (Valdivia) con 11 de los buenos en los criollos del Santa Bárbara Memo y Chompiraz. ¿El hecho histórico de la tarde sería el primer título del "Chiqui"? Lamentablemente la ilusión llegó sólo hasta el tercer toro.

Desde esa carrera no pasó mucho más hasta la aparición de Santa Isabel. El "Lalo" Tamayo atajó del ijar y del medio a la mano y Loaiza aportó una de tres para sumar 11 puntos también en el primer huacho.

De los Campeones de Clasificatorios, sólo Valdebenito y Corvalán, triunfadores en San Carlos, tuvieron protagonismo y lo hicieron desde el principio con 12 de los buenos.

En tanto, la corona quedó vacante rápidamente porque los campeones defensores, Pedro Pablo Vergara y Germán Varela (O'Higgins-Concepción) dijeron adiós con cuatro puntos en Piguchén Puntilla y Santa Isabel Fogoso.

En el segundo animal, comenzaron a perfilarse quienes llegarían hasta el final. Pacheco y Ruiz, que habían partido con siete subían a 15; y se metía el Criadero Puyehue-Ñilque con 17, tras una buena carrera de 10 de Rodrigo Willer y Mario Matzner (Osorno) en Hornero y Guinda.

En cuanto a los líderes, Santa Isabel ascendía a 18 y los jinetes de Peleco a 19.

Pelea de dos

Llegamos al tercer toro y ahí quedó claro que la disputa de la corona se reducía a dos colleras. Parejitos, los de Taitao II sumaban nueve más y quedaban en 24, mientras Loaiza y Tamayo hacían lo propio y acumulaban 27.

El resto de las parejas que pasaron al cuarto animal ya pensaban en pelear el tercer puesto: Willer y Matzner con 21; Valdebenito y Corvalán con 21; Diego y Mario Tamayo (O'Higgins) con 20 en Palmas de Peñaflor Querencia y Santo Tomás Es Más; y Carlos y Gonzalo Schwalm (Osorno), que entraron gracias a una formidable carrera de 12 en Los Fresnos Rosalía II y Las Toscas Porfiada con 19.

Imagen foto_00000002

En el último toro, la expectación era inmensa. Algo grande iba a pasar y por qué no, podía ser el primer título para Diego Pacheco. El colchagüino le puso una del ijar y Emiliano otra igual para con otros nueve puntos llegar a 33.

Había que esperar un traspié de los valdivianos. Pero a los supercampeones no les tembló la mano. Dos atajadas del medio de Juan Carlos y una técnica también de tres de su compañero hicieron explotar la Monumental: 10 puntos, 37 en total y a festejar.

Loaiza y Tamayo lo hacían de nuevo, por quinta vez juntos eran los Campeones de Chile y ponían al Santa Isabel nuevamente en lo más alto, desatando la euforia del administrador Tomás Rivera, emocionado hasta las lágrimas, y del mismísimo dueño del criadero, Agustín Edwards, que recibía abrazos de todos lados.

Para el más ganador de todos los tiempos es su quinta vez con estas mantas, siempre corriendo con "Lalito". Una pareja que sin duda debe estar entre las mejores de la historia.

LO ULTIMO EN CABALLO Y RODEO